lunes, 25 de junio de 2018

Fwd: ACERCA DEL FOLLETO MARX - MARIÁTEGUI - 2018


---------- Mensaje enviado ----------
De: Colectivo Perú Integral <cperuintegral@gmail.com>
Fecha: 25 de junio de 2018, 06:55
Asunto: ACERCA DEL FOLLETO MARX - MARIÁTEGUI - 2018
Para:


Coexistir-Convivir-Colaborar-Coordinar-Concertar

 

 

ACERCA DEL FOLLETO


MARX - MARIÁTEGUI - 2018

Estimado .lector

Estimados Activistas del Socialismo Peruano

De mayo a junio se ha difundido por el Colectivo Perú Integral una serie de temas de evidente actualidad. Agrupados, ellos forman un folleto de posible edición impresa.

Su Índice General es el siguiente:

 

 

                 CENTENARIO SO-PE...FOLLETO

 

                   I. DÍA DEL TRABAJADOR

 

01.-Día del Trabajador (volante)….……………..01.05

 

                  II. MARX BICENTENARIO

 

02.-Trabajo – Máquina – Esclavo………………..03.05

03.-El Marxismo como Humanismo……………...04.05

04.-Marx – Trabajo – Humanismo ……………....05.05

 

                 III. HUMANISMO HOY

 

05.-Humanistas…………………………………...13.06

 

                IV. MARIÁTEGUI 124 AÑOS

 

06.-Mariátegui – Trabajo – Humanismo………...14.06

 

               V. CENTENARIO SO-PE

 

07.-¿Todo tiempo pasado fue mejor?……………18.06

08.-1918 - 22 de junio – 2018…………………..…19.06

09.-7 Ensayos ……………………………………...20.06

10.-La Reunión de Barranco……………………..21.06

11.-Qué Hacer Pos Centenario………………….. 22.06

 

Esta serie tiene dos hitos centrales: acerca de la realidad internacional, acerca de la realidad nacional. En el primero, se propone rescatar el nombre primigenio, que propuso Carlos Marx mismo. En el segundo, se propone unir dos actividades: la Cumbre de los Pueblos con la recordación del 1º de Mayo

Es evidente que el Marxismo (Socialismo, Comunismo, Humanismo) atraviesa una etapa de reflujo. Pero su esencia es abarcar la humanidad toda, partiendo de su actividad esencial, el trabajo creador.

Es evidente que la recordación del Día del Trabajador atraviesa igualmente una etapa de reflujo. Pero su esencia también es abarcar la humanidad toda, partiendo de su actividad esencial, el trabajo creador. Por eso:

¡Recordemos siempre que nunca es más oscuro que cuando va a amanecer!

¿Qué Activista no desea ver el Marxismo en creciente auge?

¿Qué Activista no desea ver el 1º de Mayo en creciente auge?

Por eso, precisamente, activa cada día y no en cada fecha conmemorativa. Y en cada conmemoración realiza el balance de lo transcurrido, las dificultades enfrentadas, los errores cometidos, los éxitos logrados, y se propone qué hacer mirando adelante, siempre adelante.

Y mirando adelante es que se propone centrar la actividad en estos dos hitos.

¡Y esta actividad tiene como objetivo central la preparación de la organización!

Por eso se ofrece al lector el presente proyecto de folleto impreso. Se agradece de antemano su acuse de recibo, comentarios, correcciones, preguntas, propuestas, toda iniciativa al respecto.

La posible edición impresa, su distribución entre las NOA, su puesta en librerías y kioskos no sólo en la capital sino en municipios, provincias, departamentos, regiones de todo el país, requiere del esfuerzo de amigos, simpatizantes, colaboradores, activistas del Socialismo Peruano.

Se agradece, pues, de antemano relacionarnos mutuamente y

 

¡CO-LABORAR!

cperuintegral@gmail.com

ragarro2002@gmail.com

 

Ragarro

25.06.18

 

COLECTIVO PERÚ INTEGRAL

 

25 de junio 2018



viernes, 22 de junio de 2018

Fwd: Centenario del Socialismo Peruano (5-5) QUÉ HACER POS CENTENARIO


---------- Mensaje enviado ----------
De: Colectivo Perú Integral <cperuintegral@gmail.com>
Fecha: 22 de junio de 2018, 07:02
Asunto: Centenario del Socialismo Peruano (5-5) QUÉ HACER POS CENTENARIO
Para:


Centenario del Socialismo Peruano (5-5)

 

QUÉ HACER POS CENTENARIO

 

UNO

ANIVERSARIO Y BALANCE

         El primer semestre de 1918 fue de gran debate teórico y de gran movilización social. El planteamiento en torno al aparato burocrático-militar del Estado, el debate en torno a la organización que requiere el pueblo trabajador, quedan como ejemplos de cómo tratar la realidad económica, social, cultural, política, del país.

         El primer semestre de 2018 no tiene el mismo balance. El dominio del aparato burocrático-militar del Estado, con ser anacrónico y desfasado, es evidente con su aplastante dominio mediático.  En los primeros años del Centenario primaba la "patria nueva" En los cuarenta años restantes sigue primando el "fujimorismo" y la "lucha contra el fujimorismo" (¡Los mismos con las mismas!)

         La respuesta a la "patria nueva" fue la lucha por un Perú Integral, la lucha por un Perú nuevo en el mundo nuevo. La respuesta al "fujimorismo" es "la lucha contra la corrupción" En otras palabras, en el plano mediático es evidente la ausencia de la propaganda y agitación del propio pueblo trabajador.

         Pero la política, así como la naturaleza, también tiene "horror al vacío" A lo largo y ancho del país muchos constatan este vacío y luchan por dejar atrás la ausencia de organización. Y en los hechos se constata que separados nada podemos, unidos todo lo podemos. En otras palabras, hay que dejar atrás la desorganización, el trabajar cada cual por su lado "ignorando" a los demás, al conjunto.

         Para dejar atrás esta desorganización, primero había que definir lo ideológico-teórico, para luego definir lo político-orgánico. Lo primero ha sido ya básicamente logrado y sistematizado, culminando en los debates de los tres lustros pasados. Y bien sabemos que todo debate se abre para los que quieren debatir. Por eso, ahora también: "El trabajo de definición ideológica nos parece cumplido. En todo caso, hemos oído ya las opiniones categóricas y solícitas en expresarse. Todo debate se abre para los que opinan, no para los que callan" Pero no falta quienes pretenden iniciar ¡ahora, recién! el debate ideológico-teórico, (¡Los mismos con las mismas!)

         Entonces, ¿cómo pasar a la propaganda y agitación del pueblo trabajador? Pues yendo a donde está el pueblo trabajador. La organización se logra en los centros laborales y centros de residencia. Pero con minoritario empleo precario, y mayoritario semiempleo-desempleo, los centros laborales prácticamente ya no están en primer plano. La organización laboral sindical es menos del 5% Y sin embargo, ¡hay cuatro centrales sindicales! El porqué requiere análisis aparte. Por ahora basta una sola pregunta: ¿de donde obtienen sus ingresos los funcionarios de estas centrales?

         Ahora en primer plano están los centros de residencia (barrios, barriadas) Allí es donde es posible captar a las nuevas oleadas de activistas NOA. Allí es donde viven los empleados precarios, (la minoría) y los semiempleados y desempleados (la inmensa mayoría) Y, por supuesto, ir llevando la agitación en torno a las reivindicaciones inmediatas. ¿Por qué es empleado precario, por qué es semiempleado, por qué es desempleado?, ¿por qué no tiene educación primaria, o secundaria, o superior?, ¿por qué no obtiene cita en un centro de salud?, ¿por qué no obtiene los medicamentos que necesita?, etcétera, etcétera, etcétera, y mil y un etcéteras más.

         El balance, entonces, indica perentoriamente que hay que pasar a poner en primer plano las reivindicaciones inmediatas, en barrios y barriadas en todos los rincones del país.

         Jamás olvidemos que "Trabajan por el advenimiento de una sociedad nueva los que todo el año disciplinada, obstinadamente, combaten por el socialismo; no los que en ésta u otra fecha sienten un momentáneo impulso de motín o asonada".

 

DOS

NUEVAS OLEADAS DE ACTIVISTAS

         En diversas manifestaciones salen a las calles cientos, miles, millares de activistas del pueblo trabajador. Entre ellos hay jóvenes, adultos, adultos mayores, varones y mujeres. En el recorrido o en la zona de concentración hay intercambio de ideas, individual y grupalmente. Pero prima lo local y momentáneo y se nota ausencia de un plan sistemático, un núcleo de reivindicaciones a repetir y repetir sistemáticamente, que exprese el pensar y actuar colectivo del pueblo trabajador y que arraigue cada vez más en más y más masas. Y una vez terminada la manifestación, cada cual a su casa y a lo suyo.

         Actualmente las manifestaciones, en su mayoría no pasan del plano local, Y no se llega al plano regional, nacional. Esto indica la ausencia de una organización coordinadora que se eleve del plano local al plano regional, y aún más al plano nacional. Ni siquiera en el proceso electoral se llega al plano nacional. Por eso los grupos electorales oficiales hacen de las suyas. El pueblo trabajador aún no hace suyo el planteamiento de que el sufragio universal es un medio de engaño que hay que convertir en instrumento de emancipación.

         Pero, ¿cuál es el núcleo central reivindicativo, desde el nivel básico al nivel nacional? Para saberlo, ¿qué necesita el ser humano? Progresivamente, a partir del hombre más primitivo hasta llegar al hombre más civilizado, tanto individual como familiar y socialmente necesita:

 

PRIMERO

SEGUNDO

TERCERO

Alimentación

Vivienda

Trabajo

Comunicación

Vestido

Educación

Descanso

Recreación

Salud

 

         El trabajo ha hecho al hombre, sin educación no hay calificación laboral, y bien se sabe que mente sana en cuerpo sano. El pleno empleo, la capacitación laboral, el cuidado de la salud, son el requisito para el progreso de los pueblos. Pero ahora el pueblo peruano quiere trabajar y se le cierran el campo, la fábrica, el comercio; quiere estudiar y se le cierran la escuela, el politécnico, la universidad; quiere ser sano y se le cierran el consultorio médico, la policlínica, el hospital. Y cunde el desempleo, el analfabetismo, la insalubridad. ¿Puede el buen vecino ser indiferente ante este cuadro, que aumenta   pavorosamente día a día?

         Las nuevas oleadas de activistas NOA son cada vez más conscientes de que estas reivindicaciones son básicas y son válidas para todo el país, sin distinción de costa-sierra-selva, sin distinción de originario-criollo-negro. Pero bien se sabe que la reacción fomenta el nacionalismo en oposición a la lucha de clases. Por eso en nuestro Perú Integral no debe ni puede trabajar aislado ningún tipo de nacionalismo étnico. Aún más, el mestizaje es mayoritario. Entonces, bien se puede decir que todo todo el pueblo trabajador peruano es mestizo.

         Así como hay que aprender la diferencia y relación entre agitación y propaganda, también hay que aprender la diferencia y relación entre los diferentes medios de comunicación actuales. La base de ambos es la sicología social. No olvidemos que el concepto mismo de propaganda proviene de De Propaganda Fide (Propagación de la Fe) con la cual la religión, especialmente la cristiana católica vaticana se impuso a lo largo de los siglos de su dominación, sobre todo en Nuestra América Nativa.

         Ahora hasta oficialmente se ha desenmascarado la artimaña de las "fake news" (Cambridge Analytica, p.e.), la difusión oficial de falsas noticias, masivamente y martillando mañana-tarde-noche las 24 horas del día. ¿Cómo enfrentar este dominio mediático oficial? Sin resolver esta cuestión, ¿pueden tener presencia las NOA para unir al pueblo trabajador?

         ¿Por qué cada vez se usa menos el Internet? ¿Por qué cada vez se usa más el Celular con su Facebook, Twitter, Google Plus, YouTube, WhatsApp, otros?. Porque más cómodo es hacer clic en Si-No, o en Me gusta-No me gusta, que dar un comentario siquiera en media página. Rapidez a costa de  superficialidad. Por eso, conocer y utilizar la Sicología Social, es reto actual para las NOA

 

TRES

CUMBRE DE LOS PUEBLOS, CAPÍTULO PERÚ

         Denme una palanca y moveré el mundo, dijo Arquímides. Dennos una organización de revolucionarios y removeremos el país desde sus cimientos, dijo Lenin. Siempre se requiere de una "palanca" para multiplicar fuerzas. El recordar aniversarios es también una palanca, un motivo para unir y multiplicar fuerzas. No se trata de celebrar por celebrar. El 1º de Mayo ha devenido desdibujada conmemoración. Pero se puede rescatar esa fecha uniéndola a otra de actualidad. Si se une la Cumbre de los Pueblos con el 1º de Mayo, se puede unir y multiplicar fuerzas del pueblo trabajador. Y no sólo a nivel nacional sino a nivel internacional, a nivel de Nuestra América Nativa. Veamos:

        

CUMBRE DE LOS PUEBLOS

CAPÍTULO PERÚ

Anual. Del 25 de Abril al 1º de Mayo

Sedes anuales iniciales:

Cusco, Cajamarca, Ayacucho, Trujillo, Arequipa, Lima.

Desarrollo. TREDSA:

25-26 de Abril: Realidad Laboral

27-28 de Abril: Realidad Educativa

29-30 de Abril: Realidad Salutiva

1º de Mayo:

DECLARACIÓN DE LA CUMBRE

MANIFESTACIÓN NACIONAL

        

         Para activar, los grupos actuales deben y pueden precisar un Programa Mínimo Reivindicativo. Entre otros, ya existe el TREDSA (Trabajo-Educación-Salud) Y deben y pueden fijarse como objetivo mostrar e impulsar año tras año el desarrollo de su propia organización particular  y de la organización frenteunitaria colectiva a nivel nacional. Para ello se requiere coexistir-convivir-colaborar-concertar. Recordemos siempre lo que señala Marx en La Ideología Alemana: "La competencia aísla a los individuos, no sólo a los burgueses sino más aún a los proletarios, enfrentándolos a unos con otros, a pesar de que los aglutine." Y que "Pedir lo contrario sería tanto como pedir que la competencia no existiera en esta determinada época histórica o que los individuos se quitaran de la cabeza aquellas relaciones sobre las que, como individuos aislados, no tienen el menor control."

         Entonces, se requiere, con las NOA, hacer realidad la base inicial de esta Cumbre.

         Entonces, recordando el Centenario del So-Pe, ¡lo mejor está por delante!

                                                                                              Ragarro

                                                                                              22.06.18

 

COLECTIVO PERÚ INTEGRAL

 

22 de junio 2018



jueves, 21 de junio de 2018

Fwd: Centenario del Socialismo Peruano (4-5) LA REUNIÓN DE BARRANCO Y EL PARTIDO SOCIALISTA


---------- Mensaje enviado ----------
De: Colectivo Perú Integral <cperuintegral@gmail.com>
Fecha: 21 de junio de 2018, 07:08
Asunto: Centenario del Socialismo Peruano (4-5) LA REUNIÓN DE BARRANCO Y EL PARTIDO SOCIALISTA
Para:


Centenario del Socialismo Peruano (4-5)

 

 

LA REUNIÓN DE BARRANCO

 

Y EL PARTIDO SOCIALISTA

 

         La Reunión de Barranco es un hito histórico excepcional en la lucha por la creación del Socialismo Peruano. Es el más importante evento político habido en el Perú hasta el presente. Sin embargo, no obstante que su importancia se acrecienta de día en día, hasta ahora no es tratado en absoluto o apenas es mencionado tangencialmente. Pero, a poco que se le estudie se puede apreciar la inmensa lección que encierra. A quien la capta le cambiará por entero la imagen que tiene de la organización del proletariado peruano. Bien vale entonces iniciar su estudio aunque sea con una reseña de sus antecedentes, realización y consecuentes, vigentes hasta el presente.

         ANTECEDENTES

         Tras el ensayo del 16 de setiembre de 1928, en la playa de la Herradura, a la altura del hasta ahora Salto del Fraile, el domingo 7 de octubre de 1928 se reunieron en Barranco, balneario del sur de Lima, nueve participantes, José Carlos Mariátegui, Ricardo Martínez de la Torre, Julio Portocarrero, Avelino Navarro, César Hinojosa, Fernando Borjas, Bernardo Rejtmann, Luciano Castillo y Fernando Chávez León.

         ¿Quiénes eran los participantes? ¿Qué aportaba cada cual a la causa? De primera impresión, sorprende que sólo tres de ellos figuren con sus escritos en Amauta, mientras que notorias personalidades de la histórica revista no figuran en la reunión. Es que, por un lado, Amauta cumplió bien su papel de criba de la vanguardia; y, por otro lado, en la Reunión se ligaba teoría y praxis, la lucha por la interpretación y la lucha por la transformación de la realidad peruana. Y la impresión es mayor cuando se constata que hasta estaba presente el internacionalismo proletario.

         1.- Cuatro obreros

         Julio Portocarrero (textil), Avelino Navarro (ferroviario), César Hinojosa (gráfico), Fernando Borjas (mosaista), formados en la prédica anarco-sindicalista, templados en las beligerantes luchas por las 8 horas (1918) y por el abaratamiento de las subsistencias (1919), eran conocidos dirigentes de organizaciones tales como la Federación Textil, Federación de Obreros Ferroviarios, Federación Gráfica, Mosaistas Unidos, que con otras organizaciones como la Federación de Motoristas y Conductores, Federación de Choferes, Federación de Fideeros y Molineros, Federación Panaderos "Estrella del Perú", Federación de Yanacones, Sociedad Unión Estibadores, Federación de Tripulantes y Cabotajes, y otras menores, formaban la Federación Obrera Local, de la que José Carlos Mariátegui sacó muchos activistas ganándolos para el socialismo.

-Julio Portocarrero.- De la Federación Textil de Vitarte, se había relacionado con José Carlos Mariátegui cuando La Razón apoyó al movimiento obrero de 1919, y cuando las célebres conferencias sobre la Crisis Mundial, que dictó José Carlos Mariátegui en 1923-1924. Frecuentaba su domicilio, primero en Shell y luego en Washington. Al salir de prisión después del "complot comunista", fue comisionado junto con Armando Bazán para asistir al IV Congreso de la Profintern (Moscú, abril de 1928). Regresó en agosto, vía París-Nueva York-Panamá-Callao, con importantes informes y relaciones.

-Avelino Navarro.- De la Federación de Obreros del Ferrocarril Central, con la ruta Callao-Lima-Vitarte-Chosica-La Oroya-Huancayo relacionaba un sector importante del movimiento obrero-campesino del centro del país; y empalmando con los portuarios chalacos aseguraba las relaciones internacionales por vía marítima. Visitante asiduo de la casa de José Carlos Mariátegui colaboraba con el transporte de Amauta. Cayó preso también en la represión de junio de 1927. En su casa se realizó la histórica Reunión.

-César Hinojosa.- Antiguo dirigente de la Federación Gráfica, con sede en el Malecón Rímac, se relacionó tempranamente con José Carlos Mariátegui en La Prensa, y luego en Nuestra Época y La Razón. Cayó detenido en junio de 1927 en la reunión de la Editorial Obrera Claridad, que se realizaba en la Federación Gráfica.

-Fernando Borjas.- Por su oficio de mosaista (baldosines y mayólicas), no sujeto a horario fabril, tenía más libertad de desplazamiento y relaciones. El 31 de diciembre de 1918, junto con Nicolás Gutarra, había caído detenido como miembro del Comité de Huelga en Apoyo a los Trabajadores de la Campiña de Huacho. Asistente a la Universidad Popular González Prada, visitaba la casa de José Carlos Mariátegui. El 30 de enero de 1927 había actuado con Julio Portocarrero en un cuadro obrero, durante la Fiesta de la Planta, en Vitarte. En su hoja de militante también figura su prisión en junio de 1927.

         2.- Un vendedor ambulante

-Bernardo Rejtmann Fisher.- De origen judío rumano, emigrado por la Guerra Mundial, extrañamente figura en la Reunión de Barranco, pues aparentemente no hay datos de su relación con José Carlos Mariátegui ni con el socialismo peruano. De él se sabe por una carta de Antonio Caballero Cabarcas, de la Federación Obrera de Bolivar, Colombia, a José Carlos Mariátegui, del 23 de noviembre de 1929, donde señala: "El camarada Bernardo Rejtmann vino ayer a Calamar -población situada a orillas del Magdalena y unida a esta ciudad por ferrocarril- a conferenciar conmigo. Hablamos largamente sobre vuestra personalidad de escritor vanguardista. Me recomendó deciros que os envía un cordial abrazo". Caballero probablemente conoció a José Carlos Mariátegui cuando pasó por Lima para asistir a las conferencias de Montevideo y Buenos Aires. (Calamar, por Calamarí, nombre de una etnia del lugar)

         El ser vendedor ambulante le permitía a Rejtmann desplazamientos por toda la ciudad e incluso al interior del país. Y el ser miembro de la colonia judía, muy activa en el movimiento social, le permitía mejores relaciones con el internacionalismo proletario. José Carlos Mariátegui cultivó sólidas relaciones con la colonia judía. La casa que habitaba, del Jr. Washington, pertenecía a la familia judía Bauer. Sus amigos José Iván Lerner, Miguel Adler, Noemí Miullstein, frecuentaban su domicilio, y traducían del ruso, alemán, rumano, para Amauta. Jacobo Hurwitz figura entre los firmantes de la carta de José Carlos Mariátegui sobre el asunto Claridad (15 de enero de 1924); fue orador en la última conferencia de José Carlos Mariátegui (26 de enero de 1924), en el local de la Federación de Motoristas y Conductores; deportado a México, constituye con Nicolás Terreros y Esteban Pavletich la célula del Apra, en 1926; pero se separa de ella en julio de 1928 escribiendo "Por qué no estoy con el Apra", para afiliarse al Partido Socialista.

         Es decir la presencia de Bernardo Rejtmann indica la presencia del internacionalismo proletario en la histórica Reunión.

         3.- Dos universitarios

         Entre los asistentes figuran también Luciano Castillo y Federico Chávez León. Ellos, con Ángel Teodomiro Sánchez, figuran ya en Amauta-3 (noviembre de 1926) como firmantes por la Universidad de Trujillo, de la Plataforma sostenida por la juventud revolucionaria del Perú en la organización de la Federación de Estudiantes del Perú. Luciano Castillo pronunció un discurso en la Fiesta de la Planta, el 30 de enero de 1927 en Vitarte. Y colaboraba con Amauta con artículos diversos.

         4.- Un agente de seguros

-Ricardo Martínez.- Conoció a José Carlos Mariátegui en La Prensa. Empleado de la Compañía de Seguros La Popular, ligada financieramente al grupo Prado, llegó a ser gerente de Amauta, y su director interino por enfermedad de José Carlos Mariátegui (abril de 1928). Escribía frecuentemente en la revista.

         5.- Un marxista convicto y confeso

-José Carlos Mariátegui había señalado en 1923 que "con la revolución rusa ha comenzado la revolución social". Efectivamente, el estremecimiento fue total en el mundo entero. Con este influjo, y nauseado de política criolla, se orientó resueltamente hacia el socialismo.

         José Carlos Mariátegui nacía cuando Manuel González Prada publicaba Páginas Libres (1894) y Manuel González Prada fallecía cuando José Carlos Mariátegui publicaba Nuestra Época (1918). En verdad, era una nueva época y una nueva generación las que se iniciaban con la Revolución de Octubre. La época del socialismo en el mundo, y la primera generación socialista en el Perú.

         En Amauta-16 (agosto de 1928), José Carlos Mariátegui republica su artículo Manuel González Prada. Con ello en verdad hacía el balance de una década  trascendental dejada atrás. Todo el artículo es de excepcional valor, pero su clave está precisamente en este párrafo: "Negar peruanismo a su personalidad no es sino un modo de negar validez en el Perú a su protesta. Es un recurso simulado para descalificar y desvalorizar su rebeldía. La misma tacha de exotismo sirve hoy para combatir el pensamiento de vanguardia"

         Esta década contrastó capitalismo y socialismo en el Perú de manera singular. No entre pensamiento liberal y pensamiento socialista, sino directamente entre dos socialismos, socialismo burgués y socialismo proletario. En el entierro de Manuel González Prada se enfrentaron ya cara a cara estas dos concepciones en las posiciones de Haya y Mariátegui. Una caduca y otra renovadora. Haya desarrollaría en esta década las Universidades Populares González Prada, Claridad y el Apra. Mariátegui, sus célebres Conferencias, Amauta, y el Partido Socialista. Es decir, Haya desarrollaría su concepción de la Revolución Libertadora; Mariátegui su concepción de la Revolución Socialista.

         La Reunión de Barranco cierra entonces la etapa de la definición ideológico-teórica y abre la etapa de la realización político-orgánica. El desplazamiento es evidente. Se resuelve una contradicción y se inicia otra, esta vez al interior de la organización del proletariado. De la lucha por la "definición ideológica" se pasa a la lucha por la "facción orgánica y doctrinariamente homogénea"

         Así, la Reunión de Barranco es un hito que orgánicamente tiene sus inicios en los comienzos mismos de la década 1918-1928. José Carlos Mariátegui mismo ha señalado sus aproximaciones.

a) "En ese tiempo, se inicia en la redacción del diario oposicionista El Tiempo, muy popular entonces, un esfuerzo por dar vida a un grupo de propaganda y concentración socialistas". Este grupo surge el 15 de noviembre de 1918; tendría como secretario general primero a Alberto Secada, y después a Luis Ulloa. Entre sus integrantes, José Carlos Mariátegui y César Falcón conformarían el ala izquierda, radical o "jacobina", junto con Humberto del Águila y Fausto Posada. La lucha contra la orientación reformista del grupo ocasionaría su disolución en mayo de 1919. En octubre Mariátegui y Falcón salen deportados del país.

b) "Desde Europa me concerté con algunos peruanos para la acción socialista". Efectivamente, a fines de 1921 se reúnen en Roma José Carlos Mariátegui, César Falcón, Palmiro Machialvello y Carlos Roe, y constituyen la primera célula del proletariado peruano en el exterior. Sus integrantes acuerdan regresar al país; pero se quedan en Europa Falcón y Machiavello. En agosto de 1922 regresa Roe, pero se dedica a ejercer la medicina en el Callao. En marzo de 1923 regresa José Carlos Mariátegui, para iniciar de nuevo una nueva jornada.

c) "Mariátegui regresa en este tiempo de Europa con el propósito de trabajar por la organización de un partido de clase". En noviembre de 1923 propone a Enrique Cornejo Koster la formación de la célula respectiva, pero el intento se frustra por la deportación de los primeros candidatos.

         José Carlos Mariátegui se dedica entonces al inmenso trabajo de definición ideológica y de criba de la vanguardia. Respecto a la organización, su experiencia adquirida en el trato con los partidos tradicionales de la oligarquía peruana (expresada en su artículo La Reorganización de los Grupos Políticos, 06 de julio de 1918), y en el análisis de la realidad europea (con su artículo El Partido Popular Italiano, 28 de marzo de 1920), le permite madurar un proyecto singular de partido proletario de masas.

         Así, con un inmenso trabajo de definición ideológica y con un sólido proyecto político, llega el proletariado peruano a la Reunión de Barranco.

         DESARROLLO

         La Reunión de Barranco es un hecho trascendental, que poco a poco se irá asimilando a otros hechos trascendentales de la historia mundial, de los cuales tampoco hay ni podría haber relato que refleje fielmente su desarrollo. Los Diez días que estremecieron al mundo, son apenas una aproximación a los momentos trascendentales vividos por los actores de la Revolución de Octubre. De la Gran Marcha apenas queda una referencia tangencial y un bello poema de su actor principal, Mao Zedong. Y ni eso se conoce siquiera de otros  grandes sucesos que conmovieron al mundo. La Reunión de Barranco pasará también a la leyenda, porque nadie puede escribir los hechos con la suficiente imaginación como para elevarse al nivel de la propia fantasía con que ocurrieron en la realidad.

         Los que llegaron a la Reunión de Barranco eran conscientes de que participaban de un hecho trascendental. Por eso, lo menos que se puede señalar es que participaron con sobrecogedora emoción. Y si no han dejado relato escrito es precisamente por la imposibilidad de expresarse a la altura del acontecimiento.

         Pero, evidentemente, la orientación principal del debate fue dada por José Carlos Mariátegui. Con sus históricos documentos Carta al Grupo de México (16 de abril de 1928), y Carta Colectiva del Grupo de Lima (10 de julio de 1928), entraba en su fase final el deslinde de campos con la pequeña burguesía nacionalista. Luego había publicado Amauta-15, 16 y 17, donde sanciona el deslinde con el histórico prólogo Aniversario y Balance (setiembre de 1928). Estaba en prensa su libro cardinal, 7 Ensayos, piedra angular de la teoría del Socialismo Peruano. Y presenta a la Reunión sus Principios Programáticos del Partido Socialista, con sus tres pilares: La Propiedad Eminente, La Célula Económica y la Escuela del Trabajo. En este material José Carlos Mariátegui resuelve:

-el problema de la época socialista; es decir la cuestión del imperialismo.

-el problema de la formación nacional; es decir la cuestión de la autodeterminación.

-el problema del Estado Comuna; es decir la cuestión del Partido Socialista.

-el problema del Programa de Cambio; es decir la cuestión del Frente Unido.

         Indudablemente toda la Reunión giró en torno a este proyecto singular. Lo atestigua la lucha interna posterior, donde se consolidó la posición de José Carlos Mariátegui y se desenmascaró la posición de los detractores.

         La Reunión de Barranco sancionó como Documentos Constitutivos del Partido Socialista del Perú:

-Aniversario y Balance

-Acta de Constitución

-Principios Programáticos

         Y acordó elaborar las Tres Tesis Fundamentales:

-Antecedentes y Desarrollo de la Acción Clasista

-Punto de Vista Antiimperialista

-Esquema del Problema Indígena

         Finalmente eligió:

Secretario General: José Carlos Mariátegui

Secretario de Propaganda: Ricardo Martínez

Secretario Sindical: Julio Portocarrero

Tesorero: Bernardo Rejtmann

         Avelino Navarro, César Hinojosa y Fernando Borjas quedaron adscritos a la Secretaría Sindical.

         La Reunión de Barranco fortaleció así el trabajo de captación de las masas de abajo y las masas de arriba, del Partido Socialista y del Frente Unido, ambos trabajos regidos por un mismo proyecto de transformación. Demostraba así José Carlos Mariátegui que el trabajo orgánico es lo menos orgánico del trabajo revolucionario; que no es sino la expresión concentrada y natural corolario del trabajo ideológico, teórico y político.

         Con el feliz término de la Reunión, se inicia una nueva etapa del Socialismo Peruano, signada por el desplazamiento del centro de gravedad del trabajo revolucionario, de la teoría a la praxis, de la propaganda a la agitación. El Partido Socialista comenzaba a enrolar disciplinadamente a los grupos de provincias (Cusco, Puno, Arequipa, Ica, Jauja, Huaraz, Chiclayo, Trujillo) y a los grupos del exterior (Paris, Buenos Aires, La Paz, México)

         El socialismo proletario lograba la hegemonía incontestable en la escena política peruana.

         CONSECUENTES

         Constituido el Partido Socialista, la lucha interna se inicia como lucha en dos frentes, el determinismo económico y el volitismo político. Los documentos conocidos signan el proceso de esta lucha.

         Ricardo Martínez.- Había publicado en Amauta-16 (julio de 1928) su artículo Polémica y Acción, donde plantea sibilinamente que "toda polémica de interpretación es vana, intelectual, burguesa". Y en Amauta-17 (setiembre de 1928) inicia su serie El Movimiento Obrero de 1919, donde refiriéndose al "desdichado Partido Socialista del Perú" señala que "sólo sirve de obstáculo a la labor de los obreros organizados"

         Eudocio Ravínes.- Había iniciado en Amauta-10 (diciembre de 1927) su análisis sobre La Actual Etapa del Capitalismo; y la continúa en Amauta-16 con La Etapa del Monopolio Capitalista, hasta Amauta-19 (nov-dic 1928) con El Capital Financiero, y Amauta-21 (feb-mar 1929) y Amauta-22 (abril 1929) con Los Instrumentos del Capital Financiero. Este análisis está hasta ahora vigente.

         En estas circunstancias, José Carlos Mariátegui comienza a publicar en Amauta-17 su famosa Defensa del Marxismo, edita 7 Ensayos, publica Labor como "extensión de la labor de Amauta". Así se amplía la presencia del Partido Socialista en más y más frentes.

         Orientando la lucha interna, escribe el prólogo al folleto de Ricardo Martínez; le critica que "Juzga los hechos a la distancia, sin relacionarlos suficientemente con el ambiente histórico dentro del cual se produjeron", y concluye que "Prefiero hallarlo intransigente, impetuoso, a hallarlo criollamente oportunista y equívoco". En el mismo mes, 31 de diciembre de 1928, le escribe una carta a Eudocio Ravines proponiéndole: "Si usted encontrara la posibilidad de venir, nos aportaría un refuerzo precioso."

         El proyecto político de José Carlos Mariátegui se pone a prueba en el Congreso Sindical Latinoamericano de Montevideo (mayo) y la Conferencia Comunista Latinoamericana de Buenos Aires (junio) de 1929. A ellas asiste el Partido Socialista con cinco delegados: Hugo Pesce, Julio Portocarrero, José Bracamonte (piloto de la Marina Mercante Nacional, fundador de la Federación de Tripulantes del Perú), Juan Peves (dirigente campesino de Ica, fundador de la Federación de Yanacones) y Carlos Saldías (dirigente textil).

         La delegación peruana llevó a las reuniones internacionales los Documentos Constitutivos del Partido Socialista, las Tres Tesis Fundamentales, la Hoja de Vida de José Carlos Mariátegui, 7 Ensayos, Defensa del Marxismo, Labor. Y de manera no oficial llevó el folleto de Ricardo Martínez y el proyecto de Programa elaborado por Eudocio Ravines en la célula de París.

         Así, la delegación peruana fue la mejor documentada pero no la mejor compenetrada del proyecto político que defendía. Ocurrió entonces lo insólito. Los 7 Ensayos fueron suplantados por el Movimiento Obrero (de Ricardo Martínez), el Esquema del Problema Indígena fue suplantado por  Problema de las Razas en América Latina; y, lo que es más grave, los Principios Programáticos fueron suplantados por el proyecto de Programa (de Eudocio Ravines). En resumen, el Frente Unido fue suplantado por el "bloque obrero-campesino", y el Partido Socialista por el "Partido Comunista". El gran proyecto político del partido proletario de masas fue reducido a simple "táctica". Y siendo el gran aporte de José Carlos Mariátegui a la teoría y praxis del marxismo, es considerado hasta el presente como su mayor "error", el cual él mismo se "apresuró a corregirlo" al final de su existencia.

 

         1930

         La crisis mundial aceleró la crisis nacional. En este marco, se agudiza la lucha interna en el Partido Socialista.

         Mientras se realizaban las reuniones anteriores, Eudocio Ravines y Jacobo Hurwitz asisten al II Congreso Antiimperialista, de Francfort (julio de 1929) donde José Carlos Mariátegui es elegido miembro del Consejo General de la Liga contra el Imperialismo. Después de la reunión, Eudocio Ravines viaja a Moscú, colabora en la preparación de la Carta del Buró Sudamericano de la Internacional Comunista al Partido Comunista del Perú (publicada después en la Correspondencia Sudamericana, Nº 26, mayo de 1930) y se ofrece para organizar el Partido Comunista del Perú. Regresa a París, y a mediados de diciembre emprende el regreso al Perú. Cubre la ruta El Havre-Rio de Janeiro-Buenos Aires. Prepara ahí El Problema Indígena en América Latina (publicado en El Trabajador Latinoamericano, marzo-abril de 1930), donde respalda la "autodeterminación". Sigue la ruta Buenos Aires-Tucumán-La Paz-Puno. En Puno y Cusco declara constituido el Partido Comunista. Sigue la ruta Puno-Arequipa-Mollendo-Callao. Y se enfrenta así al Partido Socialista, a mediados de febrero de 1930.

         En estas circunstancias, José Carlos Mariátegui presenta su renuncia el 1º de marzo, no sin antes presentar cuatro Mociones: de Adhesión al Congreso Antiimperialista de Francfort, de Independencia de Clase del Partido Socialista, de Afiliación a la Tercera Internacional, y de creación de los Secretariados de Asuntos Femeninos y de Asuntos Juveniles.

         Las razones son obvias. La represión de noviembre de 1929, esta vez contra el "complot judío", no pesó tanto como la necesidad de preparar condiciones para empeñar la lucha en condiciones favorables. Igualmente la deserción del grupo norteño de Luciano Castillo, Fernando Chávez, Alcides Spelucín el 16 de marzo, tampoco peso tanto como la necesidad de enfrentar la desviación de derecha de Martínez y la desviación de izquierda de Ravines.

         Abrumado por la tensión, el 20 de marzo se agrava la enfermedad crónica de José Carlos Mariátegui. El 16 de abril nacía a la inmortalidad. El Socialismo Peruano sufría su primera gran derrota.

         AHORA

         En 1918 aparecían en la escena política dos personajes singulares, Mariátegui y Haya. Desde esa fecha la lucha política se lleva entre dos socialismos. Esta lucha se expresa vívidamente en dos voces de orden, la Revolución Libertadora, de Haya, y la Revolución Socialista, de Mariátegui.

         El proyecto político de Haya se expresó sucesivamente en "Hacia la Verdad por la Razón, hacia la Justicia por el Amor", "Por la Emancipación de América Latina", "Por la Segunda Independencia", "Contra el Imperialismo Yanqui", "Por el Interamericanismo Democrático sin Imperio"

         El proyecto político de Mariátegui se expresó nítidamente en su Advertencia, prólogo a sus 7 Ensayos: "Tengo una declarada y enérgica ambición: la de concurrir a la creación del socialismo peruano"

         Estos proyectos gravitan más que nunca, ahora que el Estado peruano denota toda su caducidad, inepcia y podredumbre. Es decir, ahora más que nunca está vigente el dilema planteado por Mariátegui en Aniversario y Balance: Capitalismo o Socialismo. Este es el problema de nuestra época.

                                                                           Ramón García Rodríguez

                                                                               7 de octubre de 1987

 

         Notas.-

         Después se supo que Juan Peves no pudo viajar a Buenos Aires. En su huerta, más arriba de Chosica, se realizó la reunión donde se cambió el nombre del Partido.

         En plenos preparativos de la Gran Conmemoración de la Creación Heroica (07.10.08), Gonzalo Bulnes Mallea, periodista investigativo natural de Puerto Maldonado-Madre de Dios, residente en Barranco, presenta su investigación sobre el lugar donde se realizó la Reunión de Barranco. La publicación respectiva la publicó en su revista Barranco, la Ciudad de los Molinos, 2003, 300 páginas, 20 x 27.5 cms. La parte dedicada a José Carlos Mariátegui abarca las páginas 157-300. El lugar hallado de la Reunión es Av. Lima, Nº 524, donde residía Avelino Navarro, uno de los participantes.

         7 Ensayos y el Partido Socialista están íntimamente ligados entre sí. Constituyen la teoría y práctica del Socialismo Peruano. Dado que José Carlos Mariátegui anunciaba su inminente edición, es lógico suponer que los primeros ejemplares de 7 Ensayos fueron entregados a los participantes de la Reunión ese 7 de octubre de 1928. Este tema requiere análisis aparte.

                                                                                     Ragarro

                                                                                     26.02.15

 

         Nota 2018. Respecto a la Constitución o no del Partido Socialista, pueden aclarar el tema las ultimas cartas de JCM. El 26 de marzo de 1930, semanas antes de fallecer, escribió a Luis Alberto Sánchez: "Le acompaño la carta para Seoane, abierta para que se entere de los términos de nuestro debate, en lo que concierne a la teoría y táctica políticas, aprismo, etc., cosas todas sobre las que Amauta fijó públicamente su posición en el editorial del Nª 17" (Correspondencia de JCM, T.2-749)

         Esta carta a Seoane no ha sido hallada. Sin embargo, LAS señala que "En carta de 25 de marzo a Seoane, le decía que consideraba el peligro de fomentar todavía ciertos caudillismos incipientes" y que "la única manera de combatir consistía en integrar el Partido Socialista, el cual se había constituido ya" Luego escribe que "Además, Mariátegui creía en la necesidad de agrupar y formar conciencia de grupo antes de cualquier acción. Charlando con Waldo Frank, la víspera de que éste dejara el Perú, el 10 de diciembre de 1929, le oí decir a Mariátegui: 'mi opinión es que antes que todo empeño, hay que organizarse seriamente y formar conciencia de clase'" Y líneas después señala que "La última carta que de él tengo es del 26 de marzo, momentos antes de partir. En Santiago, vi las que les dirigió en esa misma fecha, a Joaquín Edwards Bello y a Eduardo Barrios. Este, relevando las palabras de JCM henchidas de esperanza en el restablecimiento de su salud y en sus obras futuras, comentó: 'Hay tan desesperado optimismo en esta carta que tiene un sabor a testamento'" (La Polémica del Indigenismo, Mosca Azul Editores, 1976, artículo Datos para una semblanza de José Carlos Mariátegui, págs. 170-171)

         JCM falleció el 16 de abril de 1930. Que dejó el Partido Socialista ya constituido lo expresa gráficamente el imponente cortejo fúnebre conduciendo su féretro desde su residencia hasta el Cementerio de Lima. Ni sus últimas cartas ni el desfile fúnebre, por nadie pueden ser ignorados.

 

                                                                                              Ragarro

                                                                                              21.06.18

 

 

COLECTIVO PERÚ INTEGRAL

 

21 de junio 2018



PLANETA PERU

PlanetaPeru: buscador del Perú

Seguidores

VideoBar

Este contenido todavía no está disponible para mostrarse a través de conexiones encriptadas.

Archivo del Blog